Nuestra ropa pide una segunda oportunidad: El crecimiento de la industria del secondhand

El mercado de la ropa de segunda mano está en auge. Por motivos económicos y por conciencia ambiental, el mercado de la ropa de segunda mano es un sector en crecimiento. De acuerdo con lo empresa francesa especializada en estudios de mercado, Xerfi, a nivel mundial los artículos de segunda mano rebasarán el retail tradicional en aproximadamente seis años.

Lo cierto es que la demanda de ropa de segunda mano está transformando uno de los sectores económicos más importantes de las últimas décadas.

El freno económico que ha significado la pandemia significó un freno también para la producción galopante de esta industria. Las tendencias parecen indicar que la industria de la moda está transformándose en una industria con mayor preocupación por la sustentabilidad. Por su parte, los consumidores parecen empezar a preferir telas más orgánicas, ropa fabricada a mano y ropa de segundo uso.

Algunos ejemplos de estos cambios son empresas como H&M, que tiene un programa de recolección de ropa para reutilizar las fibras textiles en la elaboración de nuevas prendas, o casos como los de Levi’s y Nike y The North Face o Diesel, que han lanzado plataformas digitales para la venta de ropa y calzado de segunda mano y reacondicionado (refurbished). Bajo lemas como “nueva vida, menos desperdicio”, “cerremos el ciclo”, o “Desperdiciar menos, experimentar más”, estas marcas están demostrando la capacidad de ventas que hay en este momento de productos de segunda mano.

Un ejemplo claro de que este mercado está en un claro proceso de expansión es el crecimiento que ha tenido la plataforma GoTrendier en nuestro país. De acuerdo con datos publicados en El Financiero, esta aplicación de ventas de ropa de segunda mano cerró el 2021 con 40 millones de dólares facturados, lo que supuso un crecimiento del 150% respecto al año anterior. Se espera además que en el 2022 está cifra se duplique.

Es bien conocido que la industria de la moda es uno de los sectores comerciales que mayor contaminación genera a nivel mundial.

De acuerdo con Enric Carrera, Director del Instituto de Investigación Textil y Cooperación Industrial de Terrasa de la Universidad Politécnica de Cataluña, si pudiéramos duplicar el tiempo de vida útil de cada pieza de ropa que se produce conseguiríamos una reducción del 44% de los gases de efecto invernadero de los que la industria de la moda. Según datos del informe “Valuing Our Clothes: The cost of UK fashion,  tan sólo un aumento del 10% de las ventas de ropa de segunda mano significaría un ahorro de 3% de las emisiones de carbono y un 4% del total del gasto de agua a nivel mundial. En las últimas semanas distintas notas han sido publicadas sobre el gran cementerio de ropa usada que hay en el desierto de Atacama, en Chile, debido a que este país es uno de los principales distribuidores de ropa de segunda mano en América Latina. No sobra decir que estas montañas de deshechos textiles están generando devastación en aquella región chilena, y que su presencia allí se ha convertido además en un símbolo del gran problema de la sobreproducción de ropa a nivel mundial.

La ropa de segunda mano es una alternativa estética, personalizada, barata y con una gran proyección económica, como las cifras y los movimientos de grandes consorcios lo demuestran. La ropa de segunda mano es una tendencia hacia un consumo sustentable en el cual se están involucrando consumidores y productores. En el e-commerce esta parece ser una de las principales tendencias de los años venideros. ¿Has comprado ropa de segunda mano? ¿Comprarías ropa de segunda mano de tus marcas favoritas?


Compras de segunda mano: ¿Por razones económicas o medioambientales?, America Retail
GoTrendier duplicará su facturación en ropa de segunda mano, El Financiero
Tendencias sobre Commerce de ropa de segunda mano, Marketing 4 eCommerce
El desierto tóxico que acumula toneladas de ropa usada, As

¡Sigue leyendo!


Atrás

Suscríbete a nuestro newsletter

y no te pierdas nuestras últimas actualizaciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *